Personas que se maldicen accidentalmente

No toque, no hable, no juzgue, no condene, no apunte su dedo a un elegido de Dios.


Muchas personas no se dan cuenta cuando se están maldiciendo. Es dinero que no rinde hasta el fin del mes, es la salud que nunca llega a estabilizarse, sufre continuamente de inestabilidad emocional, está en una relación que no funciona e, incluso, su fe está por el suelo. Por lo general, estas personas piensan que sus problemas son cosas del destino, pero ¿será realmente así? O, ¿están maldecidos y ni siquiera lo saben?

 

Desde el momento que usted toca en alguien que tiene un pacto con Dios, así como lo tuvo Abraham, en otras palabras, su vida en las manos de Él, es como que estuvieran tocando en la niña de los ojos de Dios. No importa si toco por ignorancia, debido a noticias falsas, chismes, rumores, o por un malentendido. Consciente o no, quien toque o hable en contra de un elegido de Dios, es como que estuvieran haciéndolo en contra de Él directamente.

 

Esto es lo que aconteció con Abimelec y a toda su casa cuando tomó a Sara para si. Abraham tuvo que decir que ella era su hermana y el rey, obviamente, no vio nada de malo en llevarla a su harén. Poco después de eso, una plaga invadió el palacio y todos quedaron estériles. Dios se apareció en un sueño a Abimelec y le advirtió que, si no regresaba a Sara, añadiendo a la plaga que invadió el palacio, él y toda su familia morirían. No sólo eso, además de devolver a Sara, ¡le pidió a Abraham para que orase por él!

 

Abimelec Le respondió diciendo que Abraham lo engañó. Ahora, ¿será que Dios castigaría a una nación justa a causa de eso? Mire que genial, Dios dijo que por eso no permitió que Abimelec tocara a Sara, es decir, el rey la llevó al harén, pero Dios no permitió que le pusiera una mano encima porque, por lo contrario, seguramente todos hubieran muerto. Después de que Abimelec regresó a Sara y le pidió a Abraham que orara por él, consiente que estaba tratando con alguien extremamente importante para Dios, “tomó ovejas y vacas, sirvientes y sirvientas” y se las dio a Abraham para compensar por la vergüenza que pasó. En otras palabras, además de pedir perdón, pidió oración, ¡por lo que valió la pena al final!

 

No toque, no hable, no lastime, no obstruya, no se condene asimismo, no apunte su dedo a un elegido de Dios porque quien haga una de esas cosas es como que lo está haciendo hacia el propio Dios. Tomemos el ejemplo de Noé, aquel quien expuso la desnudez de su padre fue maldecido, no sólo él sino toda su descendencia.

 

Pero, ¿Noé erró al emborracharse en la viña? Sí, erró. ¿Abraham no erró al mentir que su hermana realmente era su esposa? Erró. Cuando un elegido de Dios comete un error, Dios lidia con directamente con él/ella. ¿Vio a un siervo de Dios pecar? No lo exponga a nadie que no pueda ayudar a esta persona, sino a alguien que pueda brindarle esa ayuda y deje que Dios lidie con esa situación. Su parte es ayudar y nada más.

 

En la fe.

ler mais
Notícias relacionadas
Reportar erro

comentários

Reportar erro

Deje que nuestro equipo sabe sobre todo gramatical, error técnico o información encontrada en esta página:

Personas que se maldicen accidentalmente

[recaptcha]

Nota: el enlace y el título de la página se envían automáticamente.


Noticias Falsas

You know about some fake news on the internet about Universal church of the kingdom of god? Report here and we`ll bring up the truth through myths and truths site

Formulario de queja

[contact-form-7 404 "Not Found"]

Hora de oficina

Editor Ejecutivo:

Coordinador de contenidos:

Informadores:



E-mail de contacto:

Teléfono:

Direcciones

Cep: